1 de mayo de 2013

RELATO Y LLAMADO DE UN JEFE DE FAMILIA MAPUCHE CUYOS HIJOS FUERON TORTURADOS POR LA POLICÍA CHILENA AL INTERIOR DE SU DOMICILIO.

Testimonio del comunero Eulogio Painevilo, -primo del prisionero político mapuche Jorge Painevilo- agredido en su domicilio por la policía civil de chile en el territorio (LOF) mapuche de Mawizache en la comuna de Freire en allanamiento masivo del día martes 30 de abril de 2013. Hace .a nombre de ese territorio- un llamado urgente a organismos de protección de los derechos humanos fundamentales a concurrir al LOF para el jueves 02 de abril a las 11 horas.

"Todavía no me levantaba, eran como las cinco de la mañana cuando sentí que mi patio se llenó de muchos vehículos que llegaban. Inmediatamente abrieron la puerta de mi casa a golpes y con focos nos alumbraron a todos y a mí me sacaron arrastrando hacia afuera, me esposaron con las manos atrás y me tiraron al suelo donde me empezaron a interrogar con gritos y golpes sobre armamentos que tenía que entregárselos inmediatamente, de lo contrario debería atenerme a las consecuencias.. En eso estaban con migo a unos 20 metros de mi casa cuando me di cuenta de la gran cantidad de vehículos que rodeaban mi casa, pero la impotencia más grande fue sentir los gritos y llantos de mis hijos de 5 y 6 años desde el interior de mi casa ... de esa manera respondían a las preguntas a grito que le hacían los policía, los amenazaban con que matarían a su papá si no decían donde escondía (yo) las armas. después ellos (mi hijos) y mi mujer me dijeron que hasta llegaron a ofrecerles dulces, golosinas y hasta las linternas con las que alumbraban como regalos si decían dónde tenía las armas.
Otro grupo estaba en mi galpón, del cual tiraron hacia afuera cuatrocientos fardos (400) porque nosotros somos gente de trabajo. Todo quedó tirado afuera mientras estaba a punto de llover y a mi me mantenían esposado afuera hasta que me tiraron dentro del picarte de una de las camionetas.
Yo les dije que simplemente revisaran y buscaran, pero que yo no tenía armas, y echaron abajo todo, loza, ollas, muebles, dieron vuelta las camas, hasta la mochila de los niños que usan para el colegio las destrozaron. mi mujer y los niños ahora no pueden dormir por el trauma.
Durante cerca de cinco horas estuve esposado con la impotencia de no poder hacer nada para defender a mi familia, principalmente a mis hijos que sufrieron maltrato sicológico. Po eso, apelo a los defensores de la vida, a los solidarios, a las personas consientes a que me ayuden a denunciar este atropello a los derechos humanos de mis niños y mi mujer y toda la gente de mi territorio, más que por mí mismo. Despús me soltaron y ningún armamento encontraron, lo que sí se llevaron fueron los teléfonos celulares, un chuzo, y dinero en efectivo al igual que en todas las casas allanadas.
Este jueves 2 de mayo nos reuniremos en la ruka del LOF Xapilwe a las 11 de la mañana con todos los quieran solidarizar y ayudarnos en la denuncia y protección de nuestras comunidades. Chaltu pu peñi pu lamgen"
Así vestían los que irrumpieron a las viviendas y agredieron a familias mapuche campesinas en Mawizache. En los próximos días los propios niños contarán lo vivido esa madrugada.